Campiña

El PP denuncia el mal estado de la sanidad en la zona rural

Los representantes del PP Aurelio Romero y José Galvín denunciaron ayer en rueda de prensa los «incumplimientos» del gobierno de la Junta de Andalucía en materia de sanidad, con afectación directa también a los centros ubicados en la zona rural.

En concreto, denunciaron que en nuestra comunidad no se ha ejecutado el presupuesto previsto y que, sin embargo, se ostenta una deuda similar a la que tendrían si se hubiese ejecutado. Como consencuencia de ello, aseguraron, en Andalucía estamos a la cola de España en inversión sanitaria, por lo que a su juicio, «la sanidad andaluza es un polvorían a punto de estallar».

Por lo que se refiere a la situación concreta de nuestro municipio, Galvín aseguró que desde el 2007 se viene prometiendo un segundo hospital y un plan de modernización que contemplaba tres pabellones de los que sólo se ha construido uno. Galvín, sin embargo, defendió la profesionalidad de los trabajadores y médicos del hospital, a pesar de los recortes que, según él, aplicará y viene ya de facto aplicando la Junta; y a pesar de la «utilización política» de algunos mandos intermedios del centro hospitalario.

En cuanto a los centros de salud ubicados en la zona rural, se refirió a la «promesa histórica del PSOE» de creación de nuevos centros. En el caso del de Torremelgarejo, Galvín invitó simplemente «a darse un paseo por allí». Por lo que se refiere al de Lomopardo, aseguró que desde hace 3 años no se ha hecho nada. Y respecto a los de San Isidro y Torrecera aseguró que estaban y están pendientes de mejora, por su mal estado. Sólo los de La Barca y Guadalcacín están realizando mejoras, en Guadalcacín un nuevo centro, pero sólo gracias al Profea de la Diputación Provincial.

Finalmente, todas estas demandas se materializarán en una propuesta al próximo pleno para que el resto de partidos políticos tomen una postura clara respecto a la sanidad.

 

 

 

To Top