agricultura

La Junta anima con ayudas a los nuevos y jóvenes agricultores

Las ayudas están pensadas para agricultores de 18 a 40 años

La Junta de Andalucía quiere que los jóvenes se animen a volver al campo. Por eso, la Consejería de Agricultura, Pesca y Medio Ambiente ha publicado en el Boletín Oficial de la Junta de Andalucía (BOJA) la Orden por la que convocan para 2013 las ayudas para la primera instalación de jóvenes agricultores que, además, podrán acceder a subvenciones para modernizar las explotaciones agrarias en las que vayan a instalarse.

Dichas ayudas están cofinanciadas con fondos Feader, están destinadas a agricultores de entre 18 y 40 años y pretenden aumentar la competitividad en el sector agrícola y forestal. De esta forma, se garantiza el relevo generacional, ya que en la actualidad, cerca del 60% de los titulares de explotaciones agrarias supera los 44 años y menos del 10% es menor de 35 años. Mediante esta línea de subvenciones se pretende, por tanto, facilitar el acceso a la primera instalación agraria de los andaluces entre los 18 y los 40 años, que suponen el 33% de la población andaluza.

Otro de los requisitos es que la explotación agraria se ubique en la Comunidad Autónoma Andaluza y poseer en el momento de su instalación el nivel de  capacitación profesional suficiente establecido por la Comunidad Autónoma Andaluza. No obstante, se le podrá conceder un plazo máximo de tres años a partir de la fecha de concesión de la ayuda para acreditar el cumplimiento de los requisitos de cualificación profesional y competencia, sin que dicho plazo pueda exceder de dos años desde la fecha de su instalación. Asimismo, los interesados en optar a dichas ayudas deberán acreditar no haber sido titular de explotación agraria alguna, presentar un plan empresarial y comprometerse a ejercer la actividad agraria e inversiones objetos de la subvención por un período no inferior a 5 años.

La presente convocatoria mantiene la posibilidad de optar a ayudas tanto para explotaciones agrarias prioritarias -es decir, aquéllas que permiten garantizar una carga de trabajo y rentas que posibilitan vivir de la actividad agraria que en ellas se desarrolla-, como para explotaciones agrarias no prioritarias (las que suponen una actividad complementaria a la que viene desarrollando principalmente su titular).

Las ayudas consistirán en bonificaciones de intereses con reducciones de carácter total o parcial del tipo de interés de los préstamos, una prima única o una combinación de ambas fórmulas, con un límite de 70.000 euros. El plazo de presentación de las solicitudes para optar a estas ayudas será de un mes a contar a partir de mañana, 10 de julio, mientras que el plazo máximo para resolver y notificar la resolución del procedimiento será de seis meses, que se empezarán a contar a partir del día siguiente al de la finalización del plazo de presentación de solicitudes.

To Top