agricultura

El PSOE_A presenta su campaña contra la PAC

Encuentro con las organizaciones agrarias

Encuentro con las organizaciones agrarias

El PSOE de Cádiz ha presentado esta mañana la campaña que- con el eslogan El PP ataca a nuestros pueblos-  ha puesto en marcha para explicar en los municipios de la provincia el perjuicio que ocasiona en el campo andaluz el nuevo reparto de la PAC realizado por el Ministerio de Agricultura.

En el encuentro mantenido con representantes de las organizaciones agrarias UPA, COAG y ASAJA, éstas han mostrado su preocupación ante la pérdida de más de 60 millones en ayudas en la provincia como consecuencia de la merma en los fondos destinados a Andalucía. Asimismo, han detallado que la pérdida de ayudas tendrá serias repercusiones sobre cultivos como la remolacha, el trigo duro o el regadío que ya sufre los perjuicios del tarifazo.

Con este encuentro sectorial, el PSOE de Cádiz ha analizado “una actividad que es clave para nuestro tejido productivo, para el empleo, para la fijación de la población en el territorio, para el desarrollo de nuestro medio rural, para la conservación de nuestra riqueza ambiental y para sostener nuestra importante industria agroalimentaria”, ha explicado Ruiz Boix.

Por su parte, los socialistas les han trasladado a los representantes de las organizaciones sectoriales las iniciativas institucionales que el PSOE de Cádiz está llevando a cabo para “tratar de impedir un reparto caprichoso y perjudicial para esta provincia y para esta comunidad autónoma”.

Juan Carlos Ruiz Boix ha explicado que “en el Parlamento andaluz, hemos pedido la comparecencia de la consejera, hemos presentado proposiciones no de ley para defender la necesidad de cambiar los criterios de reparto, y vamos a reclamar que el olivar de montaña reciba el tratamiento de ayuda acoplada”. “En el Congreso de los Diputados, hemos pedido la presentación del Plan de Comercialización para que cada agricultor y ganadero pueda calcular las nuevas ayudas y sepa con qué dinero pueden contar; hemos solicitado la creación de una subcomisión en el seno de la Comisión de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente para escuchar la valoración de expertos y representantes tanto de las Comunidades Autónomas como del sector; hemos reclamado la comparecencia del ministro; y hemos registrado diversas preguntas e iniciativas al respecto”.

En lo que respecta al Senado, hemos presentado una moción para reclamar que el Gobierno no lleve a cabo un nuevo ataque contra los pequeños agricultores y ganaderos. “En concreto, los socialistas hemos pedido a Rajoy y a Arias Cañete que se aplique una excepcionalidad contemplada en el Reglamento de Transición de la UE para llevar a cabo el ajuste presupuestario en las ayudas directas de este año 2014, de forma que se establezca una franquicia de 5.000 euros; y que los agricultores y ganaderos que en 2013 recibieron ayudas por menos de ese importe no vayan a padecer la consiguiente reducción”, ha apuntado. “Si no se hiciera, esos agricultores y ganaderos que menos ingresan verían reducidas sus ayudas este año entre un 8 y un 9%, lo que supondría un golpe durísimo para ellos. Además, como el importe que se perciba en 2014 deberá servir de base para la asignación de los derechos de cobro a partir del 2015, la rebaja que se aplique este año se consolidará hasta 2020 y no podrá recuperarse. En el conjunto de Andalucía, estamos hablando de una posible incidencia en más de 200.000 agricultores y ganaderos”, ha detallado.

Y en el caso de la Diputación, Ruiz Boix ha anunciado que en el Pleno que tendrá lugar pasado mañana miércoles, el Grupo Socialista va a defender una propuesta de rechazo al reparto discriminatorio de los fondos de la PAC. La propuesta plantea también la inmediata convocatoria de la Conferencia Sectorial de Agricultura y Desarrollo Rural del Ministerio de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente, al objeto de proceder a un nuevo reparto y de zanjar definitivamente esta discriminación con una motivación sectaria que puede perjudicar enormemente a miles de familias de esta tierra y a un sector clave para el desarrollo socioeconómico y para el empleo.

“A lo largo de la negociación en Bruselas para definir los fondos de la PAC para el período 2014-2020, hemos escuchado hasta la saciedad de boca del ministro Arias Cañete que el gran objetivo de la posición española era mantener el nivel de ayudas que hasta ahora venían llegando a nuestro país. Cuando se produjo el acuerdo final, el ministro se felicitó por lo que él mismo calificó de buen acuerdo. Pero la realidad es que habiendo aumentado la asignación europea, Andalucía perderá 418 millones de euros respecto a lo recibido entre 2007 y 2013”, se ha lamentado Ruiz Boix en rueda de prensa.

“Arias Cañete, ese ministro que sigue empeñado en dilapidar un patrimonio de todos los gaditanos y de todos los andaluces como es la finca La Almoraima, deberá responder por qué ha consumado un nuevo agravio a esta tierra. De la misma manera que tendrá que explicar por qué el olivar de montaña, un cultivo enormemente arraigado en la comarca de la Sierra, con una enorme trascendencia social y ambiental, que mantiene una importante industria transformadora y una denominación de origen de máxima calidad, se ha quedado fuera de las ayudas acopladas. Porque no hay que olvidar que el 90% de las 19.000 hectáreas de olivar de esta provincia pertenecen a esa categoría de montaña”, ha asegurado.

 

To Top