Campiña

Más de 700 firmas para pedir mejoras en el bus rural

El presidente de la Federación de AAVV «Unión Rural», José Barriga, y varias usuarias del transporte urbano en la zona rural presentaron ayer un escrito a la delegada del ramo, Susana Sánchez, acompañado de más de 700 firmas para solicitar la mejora del servicio de autobús que se presta en la zona rural, dado el «descontento generalizado» que existe tanto en barriadas como pedanías, tal y como aseguran en el documento presentado..

En concreto, los usuarios piden que la parada de autobús de Linesur vuelva a emplazarse, tal y como estaba, en la plaza de las Angustias ya que ahora se encuentra no sólo más alejada, dificultando el transbordo sino además «en una calle estrecha y sin espacio suficiente para los viajeros y carga, si la llevan, y sin marquesina que les resguarde», hasta el punto de que las personas mayores de la zona rural que tienen que cogerlo, se acercan hasta una iglesia cercana para esperar allí mientras se hace la hora de coger el autobús, según explican. Pero éste no es el único cambio que solicitan y suscriben ese más de siete centenares de firmas.

Con carácter general se solicita que se «reestudie y sea consensuado con los usuarios» el servicio que se presta a la zona rural, ya que los autobuses que realizan ese servicio de la empresa Linesur, carecen de las condiciones para usuarios con problemas de movilidad, equipaje o carritos de bebé, por poner sólo algunos ejemplos.

Por ello, «en nombre de todas las asociaciones que conforman la Federación», indica el escrito presentado, no sólo solicitan la restitución de la parada a su punto original sino que también piden «la limpieza, el mantenimiento y la reposición de cristales o las piezas que falten en todas y cada una de las marquesinas de la zona rural», que a su juicio ofrecen «un triste y lamentable espectáculo».

Para el presidente de Unión Rural, José Barriga, «todo este tema de la crisis en las barriadas rurales por desgracia se agrava muchísimo más», de ahí, el estado del servicio, que no piden que sea «como consumidores y pagadores de primera tenemos que tener, no los servicios que tiene Jerez, pero al menos digno».

Estas 704 firmas válidas, «hay muchas más», indican las usuarias pero algunas no son válidas porque les falta el dni o algún otro dato, han tardado apenas un mes en recogerse entre quienes habitualmente utilizan el servicio. Entre los usuarios, igualmente, según explica Barriga, «se va a entregar un formulario para que ellos nos digan las incidencias que hay, se haga un estudio y se subsanen los problemas que hay».

To Top